Read Time:1 Minute, 14 Second

El jefe de una empresa de servicios financieros de Nueva Zelanda reunió a sus empleados un día y les hizo anuncio sorprendente: sólo tendrían que trabajar cuatro días a la semana y cobrarían lo mismo. A cambio, sólo tenían que comprometerse a trabajar de manera más eficiente para mantener la productividad. Lo probaron unos meses y ahora lo han establecido de manera permanente, porque la productividad se ha mantenido.

La jornada de ocho horas, cinco días a la semana, fue uno de los grandes logros laborales del siglo XX. En España se generalizó hace justo 100 años. Desde entonces, las horas de trabajo se han mantenido estables. ¿Es hora de reducirlas?

Los sindicatos de Reino Unido creen que esa será la gran conquista social de este siglo. En España es un objetivo a largo plazo, marcado por otros países que, para que se implante, hay que dar pasos anteriores como una jornada que finalice a las 17 o a las 18 horas o el teletrabajo, dice un experto. Hay empresas en España que permiten ya trabajar algunos días fuera de la oficina.

Ya hay gobiernos que impulsan reformas, como el de Japón, donde son habituales escenas de trabajadores exhaustos que se duermen en cualquier sitio. El caso más extremo es el de los karoshi, las personas que mueren tras haber trabajado más de 100 horas extra al mes. Según cifras oficiales, más de 2.000 personas se quitan la vida en Japón por exceso de trabajo.

0 0
Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleppy
Sleppy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

#YoMeInformo